miércoles, 11 de noviembre de 2015

Tomás Eloy Martínez - Santa Evita



Rossana Cabrera:
Lo primero que tengo para decir sobre este libro, es que quizás lo disfruté el doble que aquellos que conocían la historia del cadáver de Evita.
Mi profunda ignorancia sobre el tema hizo que me sorprendiera ese circo de una manera que no esperaba.
Lo segundo que tengo que decir es que es un novelón. De lo mejorcito parido en estas tierras sudamericanas.
Lo tercero, que mi sentido de oportunidad para la lectura cada vez está mejor (:-p ) pues así como sólo debería leerse Ensayo sobre la lucidez de Saramago en años electorales, así también, sólo debería leerse este libro en meses de elecciones argentinas.
Y lo cuarto, que en buena hora, me agarra grandecita esta lectura, para no quedarme sólo en el para dónde el cadáver y acompañado por quien.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada